¿Cómo usar una grúa para enfermos?

Saber cómo usar una grúa para enfermos supone una gran ayuda a la hora de transportar pacientes y familiares con movilidad reducida a nuestro cargo. Estas grúas de traslado, también conocidas como grúas eléctricas, apenas requieren esfuerzo por parte del cuidador y son de gran ayuda para la realización de una gran cantidad de tareas cotidianas, como ir al lavabo, trasladar al salón, vestir y desvestir, sentar a la mesa, etc.

Sin embargo, no todos los usuarios de las grúas para enfermos presentan las mismas necesidades y limitaciones, por esa razón podemos encontrar diferentes modelos de grúas de traslado. Según la función para la que busquemos apoyo, dos de los modelos más utilizados son:

  • Grúas de transferencia. Estas grúas ortopédicas móviles para elevación y traslado son las más comunes y sencilla de utilizar, además de uno de los modelos más prácticos a nivel doméstico, ya que son fáciles de guardar y ocupan menos espacio que otros modelos, como las grúas de techo móviles. Permiten trasladar al paciente con agilidad de un asiento a otro y de una habitación a otra. Nuestro modelo Guido Lift 150 destaca, entre otras cosas, por ser completamente plegable.

  • Grúas de bipedestación. Estos modelos permiten levantar la paciente de pie, de forma total o parcial. Resultan muy útiles a la hora de realizar pequeñas tareas que de otra manera serían muy complicadas en caso de movilidad reducida, como vestirse, cambiar pañales, utilizar el aseo, entrar y salir de un coche… En Ortopedia Itomi tenemos diferentes modelos de grúas de bipedestación en alquiler entre los que elegir.

Muchos familiares y cuidadores, al ver su gran tamaño, piensan que será complicado de utilizar pero la realidad es que su uso es muy sencillo. Además, no solamente es un sistema cómodo para el enfermo, sino que también preserva la salud y el bienestar de los cuidadores, que de esta manera evitan problemas de espalda por malas posturas y sobrecarga de peso.

Los 4 pasos necesarios para utilizar una grúa para enfermos

En estos cuatro pasos explicamos cómo trasladar al enfermo desde la cama hasta el cuarto de baño o el salón, así como a una silla de ruedas o al sofá, para posteriormente llevar de nuevo a la cama.

Paso 1.- Ajustar el arnés al paciente. Al igual que existen diferentes grúas de transferencia en función del uso, también encontramos distintos arneses, donde destacan los arneses para personas con obesidad, la red para ducha, el tipo hamaca, el envolvente con control de las cervicales…

La forma más habitual de colocar este arnés es con el paciente tumbado. Primero se introduce en el arnés las extremidades inferiores y después el tronco superior, para lo cual deberemos girar ligeramente al usuario.

Paso 2.-Preparar la grúa. Una vez que el arnés está correctamente colocado y abrochado en brazos y piernas podemos acercar la grúa y colocar las correas sobre las asas. El siguiente paso sobre cómo usar una grúa para enfermos es tan simple como accionar el botón encargado de elevar al paciente sobre el arnés y aunque la grúa realizará este movimiento de forma suave, se recomienda sostener la cabeza y el cuello del paciente.

Por otra parte, dependiendo de la dolencia deberos tomar unas precauciones u otras. Si, por ejemplo, nos encontramos antes la necesidad de mover a una persona con fractura de cadera, se recomienda sujetar la pierna operada una vez que el arnés ya ha elevado su peso.

Paso 3.-Transportar al enfermo. La grúa se encarga de transportar al paciente hasta el lugar que deseemos, ya sea una silla de ruedas, el cuarto de baño o el salón. Todo este desplazamiento se controla con el mando y solamente comenzaremos a desabrochar el arnés cuando el paciente este completamente sentado en el sitio al que nos dirigíamos.

Paso 4.-Volver a colocar la grúa. Si el paciente se encuentra sentado, ya sea en una silla, en un sofá o similar, para colocar de nuevo el arnés en esta ocasión empezaremos por la espalda para mayor comodidad del cuidador. Una vez que hayamos terminado de ajustar por completo el arnés, volvemos a colgarlo de la grúa  para transportarlo hacia la cama.

Otras consideraciones

Las grúas para movilización de enfermos y pacientes nos permiten movilizar al paciente de forma segura para el usuario y de forma cómoda para el cuidador. Es una forma rápida, delicada y que apenas requiere esfuerzo. Aunque es cierto que las primeras veces puede resultar un poco más complicado, una vez que se ha cogido el hábito de colocar el arnés resulta mucho más sencillo y supone una gran ayuda.

Sin embargo, siempre es recomendable tomar una serie de precauciones extra como es asegurarse de que los agarres del arnés están bien sujetos la grúa y, respecto al paciente, procurar no tirar nunca ni del cuello ni de los brazos y garantizar que la espalda siempre esté recta para evitar posibles lesiones.

Por otra parte, la cooperación por parte del paciente también es muy importante para facilitar su traslado, por eso es importante explicar en qué consiste y cómo funcionan las grúas de traslado para que pueda confiar en ellas y sentirse seguro.

En cualquier caso, sea cuál sea el modelo de grúa para enfermos que mejor se adapte a tus necesidades, recomendamos que siempre incluya sistema de descenso manual en caso de agotamiento de la batería, paro de emergencia y una estructura plegable y fácil de transportar.

En Ortopedia Itomi, además de grúas para enfermos, contamos con todo el equipo necesario para adaptar tu hogar a las nuevas necesidades de enfermos y personas con movilidad reducida y poder garantizar que las actividades cotidianas del día a día sigan resultando sencillas.

 

Publicado en Alquiler | Etiquetado | Comentarios desactivados en ¿Cómo usar una grúa para enfermos?

¿Cómo escoger camas hospitalarias? Tipos y consejos

Cuando se padecen problemas de movilidad reducida o movilidad nula, las horas que pasamos postrados en la cama son de vital importancia para nuestro descanso y bienestar. Frente a las camas convencionales y colchones tradicionales, las camas hospitalarias nos aportan reposo, confort y un día a día más llevadero y mejoran nuestra calidad de vida de manera notable.

Sin embargo, no todas son iguales y existen diferentes tipos para adaptarse a diferentes necesidades. Hemos preparado este post para ayudarte a escoger la cama hospitalaria más adecuada para ti.

Tipos de camas hospitalarias

Camas de somier fijo

cama articuladaEsta cama cuenta con una estructura que puede ser o metálica o de madera, con posibilidad de incorporar barandillas tanto a uno como a ambos lados. También incorpora ruedas.

La principal característica de este modelo, que es el más básico, es que el somier es rígido y no permite elevar ni la cabeza ni los pies.

Camas articuladas manuales

cama hospitalaria manualEste modelo de camas hospitalarias presenta la misma estructura que el modelo anterior, pero a diferencia de las camas de somier fijo, este somier está articulado en dos planos que permiten incorporarse y levantar los pies. Su articulación es manual, por lo que manipularlas conlleva más trabajo, pero mejoran en comodidad.

Camas articuladas eléctricas

cama hospitalaria basic joverEn este caso, el somier incorpora hasta 5 planos de articulación que pueden regularse de forma electrónica gracias a un mando que puede accionar el mismo usuario sin necesidad de levantarse de la cama.

Las camas articuladas eléctricas presentan un alto grado de confort y autonomía. El Basic Jover es un excelente modelo.

Camas geriátricas hospitalarias con carro elevador

cama hospitalariaLas camas con carro elevador es el modelo clásico de cama hospitalaria y están pensadas tanto para mejorar la calidad de vida del enfermo como para facilitar la labor del cuidador. Su estructura incorpora barandillas abatibles, así como somier articulado y eléctrico. La imagen pertenece a nuestro somier Recom Plus 105 cm Tecnimoem.

Camas ortopédicas

Por otra parte, las camas ortopédicas están pensadas para paliar diferentes dolencias específicas, como pueden ser las de tipo medular, fracturas y lesiones múltiples o enfermedades vasculares, entre otras, que obligan a permanecer durante días postrado en la cama con procesos largos de recuperación.  A diferencia de las camas geriátricas hospitalarias del punto anterior, las camas ortopédicas son más robustas, tiene una mayor envergadura y el somier es de hierro.

Otros consejos a tener en cuenta

Además de lo comentado, hay otros aspectos que debes valorar a la hora de escoger la cama hospitalaria que mejor se adapte a tus necesidades, como son:

  • Ubicación de la cama. Lo ideal es poder colocar la cama hospitalaria en el centro de la habitación, porque esto permite acceder a ella por tres lados diferentes, tanto por los laterales como por los pies.
  • Tamaño y altura. El carro elevador resulta muy agradecido para acceder de la cama y facilitar las tareas del cuidador. Por otra parte, el ancho de la cama también influye de manera positiva en el descanso y confort.
  • Tacos y láminas. Dos elementos indispensables del somier. Afectan a la adaptabilidad y flexibilidad del colchón y cuánto más basculen, mejor se adaptará el colchón a la fisionomía de cada usuario. El material de las láminas se recomienda que sea de haya o de chopo.
  • Presencia de ruedas. Si crees que vas a necesitar desplazar la cama tanto dentro de la habitación como por diferentes estancias, la presencia de ruedas en las patas facilitará muchísimo esta tarea. También es importante que incorpore sistema de frenado.
  • Presencia de barandillas. Constituyen un importante elemento de seguridad, que impide caídas indeseadas (sobre todo teniendo en cuenta que para facilitar los cuidados estas camas habitúan a ser mucho más altas) y también son un buen punto de apoyo que facilita la movilidad. Se recomienda que sean abatibles y en cualquier caso siempre se pueden complementar con otros productos independientes, como es el trapecio.

En Ortopedia Itomi tenemos todo el equipo de descanso necesario para mejorar la calidad de vida de enfermos y personas con movilidad reducida, donde se incluimos desde los mejores modelos de camas hospitalarias hasta accesorios complementarios como son trapecios, barandillas, mesitas auxiliares o respaldos ajustables para la cama.  Trabajamos para ofrecer el mejor servicio, la máxima calidad y la mejor atención personal.

 

 

Publicado en Ortopedia Barcelona | Etiquetado | Comentarios desactivados en ¿Cómo escoger camas hospitalarias? Tipos y consejos

Playas adaptadas para minusválidos en Cataluña

La vida cotidiana está plagada de retos para cualquier persona con problemas de movilidad. Y mientras que por una parte estamos concienciados de la necesidad de corregir las barreras arquitectónicas que en la ciudad impiden y dificultan el paso y la libertad de movimiento a personas con discapacidad, hay otros entornos que también son necesarios habilitar para permitir su disfrute para todo el mundo. En este post hemos recogido cuáles son las playas adaptadas para minusválidos en Cataluña y qué servicios ofrecen.

¿Qué elementos deben tener las playas accesibles para discapacitados?

Para que una playa sea catalogada como accesible para discapacitados es necesario que reúna una serie de características y de servicios que permitan prestar disfrutar de este entorno a personas con problemas motrices. Los elementos más comunes son:

  • Boyas y redes, que delimiten la zona segura de baño dentro del mar.
  • Personal de apoyo al baño, generalmente disponible en los puestos de socorro.
  • Baños, lavapiés, duchas y vestuarios adaptados para minusválidos.
  • Rampas y pasarelas que posibiliten el desplazamiento con andadores y sillas de ruedas hasta el interior de la playa, siendo imposible o muy complicado arrastrar estos elementos de movilidad por la arena.
  • Zona de sombrillas habilitada.
  • Aparcamiento reservado cercano a la entrada de la playa.

silla anfibiaSin duda, otro gran aliado para permitir disfrutar de un baño cómodo y seguro tanto para el usuario final como para los acompañantes son las sillas anfibias. En Ortopedia Itomi puedes encontrar nuestra silla Oceanic, totalmente diseñada tanto para desplazarse por la arena, ya este seca o mojada, y para sumergir en el agua del mar y de la piscina.

Las playas accesibles en Cataluña que citamos a continuación reúnen todos o casi todos estos servicios y acondicionamientos especiales.

Playas para minusválidos en Barcelona

En Barcelona y Badalona podemos encontrar algunas de las mejores playas de la costa catalana, sobre todo desde el punto de vista de su acondicionamiento para minusválidos que permite que sean accesibles y que estén acondicionadas para facilitar la movilidad.

playa accesible sant sebastia

Como ortopedia en Barcelona, conocemos de primera mano cuales son las playas accesibles para discapacitados de Barcelona, que además cuentan con bandera azul, y son:

  • Playa Nova Mar Bella
  • Playa de Nova Icária
  • Playa de Sant Sebastiá

En cuanto a las playas adaptadas para minusválidos en Badalona, encontramos hasta 8 diferentes, siendo una de las ciudades con más playas accesibles de Barcelona. Estas son la playa de Barca María, playa Coco, playa Cristal, playa de la Estación, playa de los Patines de Vela, playa de los Pescadores, Puente de Botifarreta y Puente del Petróleo. Todas ellas cuentan a su vez con bandera azul como aval de la calidad de sus aguas y servicios.

Playas para minusválidos en Girona

A pesar de que la provincia de Girona es uno de los destinos turísticos más populares del verano y de contar con más de 200 km de costa y, la verdad es que apenas encontramos unas pocas playas adaptadas para discapacitados en la Costa Brava. Las más populares son:

  • La cala Rovira y las playa Gran y Sa Conca de Platja d’Aro.
  • Las playas Almadraba, Canyelles, Rastrell, Salatar y Santa Margarita de
  • Las playas de Sant Feliu y Sant Pol de Sant Feliu de Guìxols.
  • Las playas del Morro del Vedell, la Fosca, la platja de Castell en Palamós.

Por suerte, cada vez más pueblos costeros empiezan a adaptar poco a poco sus playas con diferentes elementos de accesibilidad y movilidad que facilitan su uso y disfrute a discapacitados y acompañantes.

Playas para minusválidos en Tarragona

playa accesible

Respecto a las playas adaptadas para minusválidos de la Costa Dorada, también encontramos diferentes opciones:

  • En Cambrils: Además de las playas de Sant Pere, de Cavet, de L’Esquirol, de Horta de Santa maría, L’Ardiaca, Riera, la Llosa y Regueral, la playa de Vilafortuny es la que presenta un mayor número de servicios adaptados.
  • En Salou: las calas de Font, Llengüadets, Penya Tallada, Vinya y Crancs, así como las playas de Llevant y Ponent.
  • En Sant Carles de la Rápita, la playa de Gardi.
  • En la ciudad de Tarragona, las playas Capellans y Comandáncia.

Destacan especialmente los destinos de Salou y Cambrils, muy orientados al turismo, tanto familiar como de ocio, y ahora también para minusválidos.

Como ya hemos comentado, en Ortopedia Itomi ponemos a su disposición diferentes productos de movilidad para su uso en la playa y en la piscina, como son nuestras sillas anfibias o nuestras tumbonas adaptadas para personas discapacitadas.

Publicado en Ortopedia Barcelona | Comentarios desactivados en Playas adaptadas para minusválidos en Cataluña

Diferentes tipos de andadores y sus ventajas

Incorporar andadores a nuestra rutina diaria puede ayudar a mejorar nuestra calidad de vida. Estos deambuladores aportan seguridad, equilibrio y autonomía a las personas con movilidad recudida o con discapacidad; sin embargo, en el mercado podemos encontrar diferentes modelos y no siempre sabemos cuál es el más indicado para cada situación.

Tipos de andadores

Andadores sin ruedas

Andadores sin ruedasUna de las principales ventajas de estos andadores es su estabilidad. Con su estructura rodean al usuario y, al carecer de ruedas, se acompañan de una sensación mayor de seguridad. También son fáciles de manejar y de plegar, por lo que su uso está muy extendido en interiores y también para rehabilitación, sobre todo para dar los primeros pasos después de una operación.

Sin embargo, estos andadores sin ruedas también requieren tener más fuerza para poder manejarlos en cada paso, por lo que no son los más recomendables para personas con movilidad reducida o para uso exterior.

 

Andadores con dos ruedas

Andadores con dos ruedasLos andadores con dos ruedas también son ligeros y fáciles de plegar. Están formados por dos ruedas delanteras y dos patas traseras, por lo que aportan estabilidad a la vez que presentan un manejo más sencillo que los andadores sin ruedas.

Para evitar el desgaste de los tacos de goma de las patas, su uso es principalmente doméstico y no está indicado para el exterior.

Andadores con tres ruedas

Andadores con tres ruedasLos andadores de tres ruedas presentan una estructura más evolucionada que los andadores de dos ruedas, lo que permite incorporar una cesta para transportar pertenencias. Además,  al no incorporar tacos de goma, su uso está indicado tanto para el interior como para el exterior. El principal inconveniente de este es tipo de andadores es que no puede incorpora asiento.

Andadores con cuatro ruedas

Andadores con cuatro ruedasLos andadores con cuatro ruedas son los que más facilitan la movilidad en el exterior, ya que son fáciles de arrastrar e incorporan tanto cesta como asiento, lo que posibilita el descanso en cualquier lugar. Además, el mercado ofrece una amplia oferta de andadores de cuatro ruedas, ya sea con frenos manuales o frenos por presión, con ruedas adaptadas para superar terrenos irregulares o con diferentes complementos. Su único inconveniente es que pueden resultar poco prácticos dentro del hogar.

Consideraciones generales andadores

Además de escoger un modelo con ruedas o sin ruedas, los andadores presentan otra serie de características  que merece la pena valorar antes decantarnos por uno u otro:

  • Pensar en el uso que se va a hacer del andador: interior, exterior o mixto. Como ya hemos visto, para el uso doméstico interesa más la practicidad, mientras que para el uso exterior buscamos algo que nos aporte agilidad y opciones de descanso.
  • El material de fabricación: Los andadores de acero son más robustos y resistentes, pero también más pesados, lo que puede provocar cansancio con rapidez. Los andadores de aluminio son mucho más ligeros, por lo que su uso está mucho más extendido.
  • La posibilidad de incorporar complementos: El manejo del andador va a requerir el uso de las dos manos, lo que impide dejar una libre para poder manipular otros objetos al mismo tiempo. Los andadores con cuatro ruedas son los más completos al respecto, ya que permite incorporar cestas, bandejas, respaldos…
  • Que garantice comodidad. Poder regular la altura del andador a las necesidades de cada usuario es fundamental para guardar la postura y no cargar la espalda. Así mismo, también es muy importante que las empuñaduras del andador sean antideslizantes, anatómicas y cómodas para poder evitar la aparición de callos y heridas en la piel.

Los andadores son apoyos muy recomendados para aportar estabilidad y seguridad a la hora de desplazarse, tanto para caminar distancias más o menos largas como para realizar pequeñas acciones cotidianas. Son el apoyo ideal para contrarrestar la sensación de debilidad propia de la edad avanzada, los problemas de equilibrio, la artrosis, el miedo a caer y sufrir fracturas…

Y aunque escoger el modelo adecuado para cada persona es importante, los problemas de movilidad no siempre terminan aquí. En Ortopedia Itomi ofrecemos diferentes ayudas técnicas en venta y alquiler para mejorar la movilidad, accesibilidad y calidad de vida en la tercera edad.

Publicado en Ortopedia Barcelona | Comentarios desactivados en Diferentes tipos de andadores y sus ventajas

¿En qué fijarse a la hora de escoger sillas de ruedas plegables ligeras?

Las sillas de ruedas han evolucionado mucho para ofrecer tanto comodidad como autonomía a sus usuarios, y dentro del amplio abanico de posibilidades que podemos encontrar en el mercado, las sillas de ruedas plegables ligeras son las más recomendadas y las más populares, tanto por parte de las personas que las necesitan como por parte de los cuidadores.

Características sillas de ruedas plegables ligeras

Si necesitas una silla de ruedas de estas cualidades, en este artículo hemos recogido las principales características sobre las que conviene fijarse a la hora de decantarse por un modelo u otro.

  • El asiento. Al igual que cuando buscamos una silla sobre la que estaremos apoyados durante mucho tiempo, el asiento de las sillas de ruedas debe ser acolchado y ajustable para garantizar la comodidad en cualquier momento durante un uso de larga duración. Respecto al tamaño del asiento, se recomienda que sea lo suficientemente ancho como para sentirse cómodo con ropa de abrigo.
  • Los reposabrazos. Se recomienda que los soportes para brazos no sean estáticos y rígidos, sino que sean regulables para poder facilitar la ergonomía y evitar la carga del cuello y los hombros, así como para facilitar diferentes tareas. Por supuesto, también se recomienda que la superficie esté acolchada.
  • Las ruedas. Las ruedas de mayor tamaño van situadas en la parte posterior para facilitar el acceso a mesas, lavados y otras estancias. Así mismo, también conviene valorar el material de fabricación de las ruedas en función del uso que se pretenda dar. Si se busca un uso exterior, se recomienda que las cuatro ruedas sean de neumático, porque presentan una mejor suspensión y resistencia a la rodadura. En cambio, para un uso interior, las dos delanteras pueden ser de goma.
  • La facilidad de plegado. Es uno de los factores más agradecidos en su uso diario, ya que simplifica su cierre para poder guardarla o para poder transportarla. Con frecuencia, es uno de los factores determinantes a la hora de escoger sillas de ruedas plegables ligeras.
  • Los frenos. Tanto para la persona que arrastra la silla como para el usuario autónomo en sillas de ruedas a motor, los frenos son un factor fundamental para aportar confianza y garantizar la seguridad, sobre todo en pendientes o en zonas muy concurridas.
  • El motor. El motor de una silla de ruedas debe ser ligero, para no aportar un peso extra a la estructura que ralentice y dificulte su movimiento y transporte, y debe contar con la autonomía necesaria para asegurar un uso independiente y diario.

Sin duda todos estos factores pueden englobarse en la facilidad de uso, donde influyen diferentes aspectos del diseño y la fabricación que hacen que, en conjunto, una silla de ruedas sea sencilla de usar a pesar de contar con múltiples prestaciones y funciones. Actualmente, las sillas de ruedas plegables y a motor han avanzado mucho en este terreno cada vez más centrado en el usuario.

Silla de ruedas KITTOS

La silla de ruedas KITTOS es uno de los mejores ejemplos de sillas de ruedas plegables ligeras que podemos encontrar actualmente en el mercado. Este modelo cuenta con una completa equipación que facilita su uso en el desarrollo de actividades cotidianas y garantiza la comodidad y la seguridad.

silla de rueda eléctrica plegable kittos

En la siguiente imagen podemos ver las partes de las que está formada:

  1. Joystick
  2. Brazo tapizado
  3. Asiento acolchado ajustable
  4. Chasis
  5. Reposapiés
  6. Bolsa
  7. Rueda delantera
  8. Rueda trasera
  9. Motor
  10. Embrague
  11. Batería
  12. Sistema de plegado
  13. Respaldo

Todos estos elementos garantizan un uso sencillo para el usuario. Además de contar con botón de apagado y encendido, indicador de batería y control de velocidad, este modelo es completamente desarmable, lo que facilita tanto su almacenaje en casa como su transporte en el maletero del coche, de modo que esta silla de ruedas plegable es idónea para viajes y desplazamientos.

Por otra parte, el joystick de la silla de ruedas KITTOS permite variar la dirección de la silla (hacia delante, atrás, derecha e izquierda), lo que posibilita evitar obstáculos en marcha sin necesidad de llevar a cabo maniobras manuales. Gracias a sus dos baterías de litio este modelo tiene una autonomía de 20km, pudiendo alcanzar una velocidad máxima de 9km/h y asumir bordillos de 4 cm de altura y pendientes de hasta el 9% de inclinación.

Silla kittos plegadakittos

En materia de seguridad, los dos motores traseros garantizan la estabilidad y la fiabilidad de la conducción. Cuenta con frenos electro-magnéticos, así como con suspensión delantera y trasera. También incorpora cinturón de seguridad y claxon como elementos clave en la prevención de accidentes.

A modo de conclusión, los factores más importantes a tener en cuenta a la hora de escoger una silla de ruegas plegable es su facilidad de uso, su comodidad y el cumplimiento con las garantías básicas de seguridad. En este sentido, hemos visto como las sillas de ruedas KITTOS son un buen ejemplo.

Publicado en Ortopedia Barcelona | Comentarios desactivados en ¿En qué fijarse a la hora de escoger sillas de ruedas plegables ligeras?